Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
MARÍA JOSÉ ESPINOSA
Viernes, 22 de diciembre de 2017 | Leída 81 veces
COMARCA

Ciutadans gana las elecciones en la comarca, el PSC aguanta y ERC se impone a JxCAT

Guardar en Mis Noticias.

En estos comicios se ha batido un récord de participación, ya que fueron a votar el 83,22% de los electores del Baix Llobregat

[Img #17876]

 

Ciutadans fue la clara vencedora de la noche electoral en la comarca del Baix Llobregat. Su candidatura ha obtenido 156.114 votos, lo que representa el 31,65% del total de los sufragios emitidos en el territorio. Como segunda fuerza se sitúa el PSC, partido hegemónico en el Baix Llo­bregat en las últimas décadas, aunque en las anteriores elecciones al Parlament, celebradas en septiembre de 2015, ya se vio superado por vez primera por la formación naranja.


La suma de los votos de ERC, Junts per Catalunya y de la CUP, las formaciones que el pasado 27 de octubre declararon de forma unilateral la República en el Par­lament, se han alzado con el 33,2% de los sufragios (163.711 en total). Esto significa que el resto de los votantes del Baix Llobregat, 331.320 (66%) han escogido a formaciones contrarias a la ruptura con el Estado.

 

Tal y como auguraban las numerosas encuestas que se han ido realizando desde que el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy, ordenara el cese de toda la Ge­neralitat, la disolución del Parlament y la convocatoria de elecciones, se ha batido un récord de participación. Los ciudadanos, conscientes de la importancia de esta nueva cita con las urnas, acudieron en masa a los colegios electorales para depositar su papeleta. En total, fueron 495.031 vecinos del Baix Llobregat los que ejercieron su derecho a voto, lo que representa un porcentaje del 83,22%.

 

[Img #17869]

 

 

El color naranja tiñe la mayoría de municipios del Baix Llobregat

 

 

El vencedor indiscutible de la noche fue Ciutadans. La formación, liderada por Inés Arrimadas, ha vuelto a teñir de color naranja la comarca, como ya hizo en el año 2015. Ha obtenido 156.114 votos (48.895 más que en las pasadas elecciones), lo que representa el 31,65% del total.


Con estos óptimos resultados, C,s se convierte en la primera fuerza en 19 de los 30 municipios del Baix Llobregat (Abrera, Castell­defels, Castellví de Rosanes, Cornellà, Esparre­guera, Es­plu­gues, Gavà, Mar­torell, Ole­sa de Mont­serrat, Palle­jà, El Prat, Sant Andreu de la Barca, Sant Boi, Sant Es­teve Sesrovires, Sant Feliu, Sant Joan Despí, Sant Vi­cenç dels Horts, Vallirana y Viladecans); y se sitúa como segunda fuerza en Cervelló, Corbera, El Papiol, Sant Just Desvern y Santa Coloma de Cervelló.

 

 

 

El PSC gana 12.000 apoyos pero continúa como segunda fuerza

 

 

Con 95.052 votos (el 19,27% del total), los socialistas se sitúan de nuevo en la segunda posición en el Baix Llobregat, una comarca que ha sido tradicionalmente su gran feudo. La candidatura liderada por Miquel Iceta ha obtenido casi 12.000 apoyos más que en 2015, pero no ha podido evitar el tsunami naranja.


El PSC no ocupa la primera plaza en ningún municipio, pero sí es la segunda en Abrera, Cornellà, Esplu­gues, Gavà, El Prat, Sant An­­dreu de la Barca, Sant Boi, Sant Joan Despí y Vila­decans; y la tercera en Cas­tellefels, Esparreguera, Mar­torell, Pallejà, Sant Feliu, Sant Vicenç dels Horts y Vallirana.

 

 

 

ERC gana en nueve municipios del Baix

 

 

La formación capitaneada por Oriol Junqueras, quien fuera alcalde de Sant Vicenç dels Horts desde 2011 a 2015 y actualmente en prisión, ha recibido el respaldo de 92.645 ciudadanos (el 18,78% del total). ERC ha ganado las elecciones en Beg­ues, Cervelló, Collbató, Cor­bera, Molins de Rei, El Papiol, Sant Climent, Santa Co­loma de Cervelló y Torrelles.


En otras ciudades como Castelldefels, Castellví de Ros­anes, Esparreguera, Mar­­to­rell, Olesa de Mont­serrat, Pallejà, La Palma, Sant Es­teve Sesrovires, Sant Feliu, Sant Vicenç dels Horts y Vallirana es la segunda fuerza política.

 

 

 

Junts per Catalunya obtiene 36.600 votos menos que ERC

 

 

 

La candidatura de Carles Puigdemont, que se ha pasado toda la campaña criticando constantemente des­de Bruselas lo que él denomina el tripartito del 155, es decir, PP, Ciutadans y PSC e insistiendo en que cualquier otra opción que no fuera la suya sería “legitimar el golpe de Estado de Marianao Rajoy”, ha obtenido 36.649 papeletas menos que sus anteriores socios de gobierno (ERC). En total, han sido 55.996 ciudadanos del Baix Llo­bregat los que han respaldado a Junts per Catalunya, lo que representa el 11,35% y lo sitúan como cuarta fuerza política en el territorio.

 

 

Únicamente ha logrado ser primera fuerza en La Palma (con seis votos de diferencia respecto a los republicanos) y en Sant Just Desvern, donde han recibido 358 papeletas más que Ciutadans. En Begues, Collbató, Molins de Rei, Sant Climent y Torrelles, Junts per Catalunya se alza con la segunda posición.

 

 

 

Catalunya en Comú-Podem, PP y la CUP, los grandes derrotados de la noche

 

 

 

A Xavier Domènech, líder de la candidatura de Catalunya En Comú-Podem, no le han ido muy bien las cosas en la comarca. Los comuns se han llevado un duro revés en las urnas y en el Baix Llobregat únicamente han obtenido 47.823 apoyos (11.264 menos que los que logró la lista de Lluís Rabell en 2015), lo que representa el 9,70% del total de los sufragios. Ni siquiera la participación de Ada Colau en la recta final de la campaña, ha logrado evitar el fracaso de la formación.


Sus mejores resultados ha sido en Abrera, Cor­nellà, El Prat, Sant Andreu de la Barca, Sant Boi, Sant Vi­cenç dels Horts y Viladecans, donde es cuarta fuerza política. En el resto de municipios de la comarca ocupa la quinta posición.


Por su parte, el PP, liderado nuevamente por el controvertido Xavier Gar­cía Albiol, quien ha centrado su discurso en el 155, se ha dejado por el camino en estos dos años 18.827 votos y 35.370 si contamos desde el 2012. En estas elecciones han conseguido 20.963 sufragios, lo que supone el 4,25% del total. Los populares han sido la última fuerza política en la mitad de los municipios del Baix Llobregat, y en la otra mitad ocupan la sexta posición, por delante de la CUP.


De hecho, los anticapitalistas han obtenido en estas elecciones, tachadas de “ilegítimas” por sus miembros, 15.070 votos, lo que representa el 3,06% del total de los sufragios. El batacazo en la comarca ha sido importantísimo, ya que han perdido 14.341 apoyos desde los comicios de 2015.

 

 

 

Ciutadans también se impone en L’Hospitalet

 

 

 

En la ciudad de L’Hospitalet, otro de los feudos históricos del PSC, también se ha impuesto claramente Ciutadans, con 45.285 votos (19.510 más que en 2015), lo que representa el 33,44% del total. Ésta es la segunda vez que los socialistas no ganan unas elecciones catalanas en esta ciudad, donde siempre había prevalecido la opción política de este partido, que ostenta la alcaldía desde 1979. De esta manera, el PSC se coloca nuevamente como segunda fuerza política pese a haber contado con 2.197 papeletas más que en 2015 (31.144 votos en total y el 23% de los sufragios).


Por su parte, ERC se sitúa en tercera posición, con 20.525 votos (15,16%) y Catalunya en Comú-Podem se queda con la cuarta porción del pastel, gracias a las 13.091 papeletas depositadas a favor de la candidatura de Xavier Domènech, 3.764 menos que en los últimos comicios.


Junts per Catalunya es la quinta formación política en L’Hospitalet, con 10.646 votos (7,86%), seguida del PP, con 8.421 papeletas (6,22%). La candidatura de Xavier García Albiol también ha recibido un golpe estrepitoso en este municipio, donde ha perdido en estos dos últimos años casi 6.000 electores. Y lo mismo sucede con la CUP, que ocupa la última posición al obtener 3.730 votos, la mitad de los sufragios que logró sumar en 2015.


El índice de participación registrado el jueves en la ciudad, el 78,26%, ha sido el más alto de unas elecciones al Parlament y ha superado en casi seis puntos el registrado en los anteriores comicios de 2015 (72,42%).

 

 

Acceda para comentar como usuario Acceda para comentar como usuario
¡Deje su comentario!
Normas de Participación
Esta es la opinión de los lectores, no la nuestra.
Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios inapropiados.
La participación implica que ha leído y acepta las Normas de Participación y Política de Privacidad
www.elfar.cat • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress